Astrolabio del Tiempo

En la antiguedad el hombre usaba el astrolabio para medir las alturas, los lugares y los movimientos de los astros.

El tiempo es nuestro astrolabio...
Buscar   
Cronología histórica

Las pasiones de los argentinos

http://www.astrolabiodeltiempo.com.ar/ImagenArticulos/Anibal_Troilo.jpg
La pasión por el tango

En el año 1917, Carlos Gardel cantaba por primera vez “Mi noche triste”, nacía la era del tango-canción protagonizada por grandes poetas, como Enrique Cadícamo o Armando Discépolo y por grandes intérpretes como Ignacio Corsini, Azucena Maizani o Carlos Gardel.

Sus voces fueron popularizadas por la radio y las grabaciones.

En los cafés, los cabarets o los salones de bailes, las grandes orquestas como la de Francisco Canaro, reemplazaron a las más modestas guitarras y flautas de los primeros conjuntos tangueros.

Julio De Caro y la Guardia Nueva introdujeron en el tango los arreglos más complejos, la diversidad armónica y el empleo del contrapunto.

 Entre las primeras figuras que iniciaron al tango en la canción representativa del Río de la Plata estaban Paquita Bernardo, quien nació en Villa Crespo el 1 de mayo de 1900 y murió muy joven con solo 25 años.

Fue la primera mujer bandoneonista que dirigió un sexteto formado por hombres.

En este conjunto se inició Osvaldo Pugliese, quien fuera un eximio pianista y compositor.

Su tango “Recuerdo” de 1924, suele ser considerado como el detonante de la llamada Guardia Nueva.

Otros artistas destacados que se iniciaron en esta época fueron Aníbal Troilo, quien fuera maestro del bandoneón y compositor.

Autor de tangos clásicos, su orquesta acompañó a voces gloriosas como las de Fiorentino y Rivero.

Otro de los cantores conocidos fue Agustín Magaldi, apodado “el ruiseñor de Buenos Aires”, y precursor de Carlos Gardel, inmortalizó numerosos temas entre ellos “El penado catorce”.

Otra mujer que se destacó en los primeras décadas del siglo XX, fue Rosita Quiroga, que fue una de las voces femeninas más afamadas de la interpretación tanguera.

 

La pasión por el fútbol

El fútbol fue introducido por ingleses que vivían en la Argentina. Fue practicado hacia 1880 por empleados de compañías británicas.

A comienzos del siglo XX, empezó a imponerse en sectores cada vez más amplios de la población.

Para los años 30, ya había ingresado al profesionalismo y convocaba multitudes.

El primer club fue el Buenos Aires Football Club, fundado por Thomas Hogg y su hermano James el 9 de mayo de 1867.

Thomas fue el gestor del primer partido que se jugó en junio de ese mismo año.

El primer reglamento fue dictado por la Football Association de Inglaterra. Establecía las normas para este deporte.

En el año 1882, se creó la International Board que rige hasta hoy las reglas del fútbol.

En el año 1863, se fijaron las medidas máximas del campo de juego sin tener en cuenta las mínimas; el arco en principio era solo dos postes verticales, ya para 1886 se agregó el travesaño.

Los primeros equipos fueron Alumni que nació oficialmente en el año 1901.

Pero sus integrantes venían jugando juntos desde antes, como ex alumnos de la English High School, fundada por Alejandro Watson Hutton en el año 1884.

En 1911, tras haber ganado nueve campeonatos sus jugadores decidieron disolver el equipo.

La Academia fue el primer equipo fundado e integrado por jugadores argentinos. Se lo llamó Racing Foot-Ball Club.

Ascendió a primera en el año 1910 y fue campeón entre 1913 y 1918. Popularmente se lo conoció como “La Academia”.

Otro de los primeros clubes fue Gimnasia y Esgrima de La Plata que nació el 3 de junio del año 1887.

Estaba integrado por empleados públicos y en 1893 se inició en la actividad futbolística. Su escudo original fue diseñado por Emilio Coutauret pero fue reformado en el año 1964.

http://www.astrolabiodeltiempo.com.ar/ImagenArticulos/Lucas_Demare.jpg
La pasión por el cine y la radio

En el año 1933, apareció el sello Argentina Sono Film. La primera película  sonora que se filmó fue “Tango” de Luís Moglia Barth.

En 1938, el director Mario Soficci realizó la película “Kilómetro 11”en la que actuaron importantes actores que se transformaron en íconos del cine nacional.

Entre ellos estaban, Libertad Lamarque, Paulina Singerman, Nini Marshall, Luís Sandrini, Pepe Arias, que estuvieron en el cartel de este film.

Ya para los años 40 el cine argentino competía con el cine norteamericano.

A partir del decreto 13646 del año 1943, se estableció la obligatoriedad de la exhibición de películas argentinas y se fijó un porcentaje sobre el alquiler de las salas para los productores.

Para el año 1950, llegaron a producirse 56 películas que se exhibían además en otros países de habla hispana.

La mayoría de las películas eran románticas pero se realizaron también importantes films que marcaron la época, y se destacaron los directores y los actores.

También apareció el cine de denuncia en el que se mostraban historias duras que reflejaban aspectos de la sociedad.

Entre ellas se destacaron las películas: “Pelota de trapo” de Torres Ríos, estrenada en 1948, “Los Isleños” de Lucas Demare de 1951, y “Las aguas bajan turbias” de Hugo del Carril, estrenada en 1952. Esta película estaba basada en el libro del escritor y dirigente comunista Alfredo Varela, quien estuvo preso por escribir la historia.

A partir del año 1920, la radio y el cine se convirtieron en pasatiempos populares.

Mientras la radio conquistaba la intimidad de los hogares, el cine fue el espectáculo público por excelencia.

Los sueños transmitidos a través de imágenes y sonidos no solo dieron lugar a una pujante industria y a importantes negocios sino que también ayudaron a conformar el gusto y los comportamientos de la sociedad argentina.

La primera emisión radiofónica del país se realizó en 1920.

Dos años después, en la Argentina ya había unos dos mil receptores y en 1935 llegaban al millón y medio.

Los hogares argentinos empezaron a vivir pendientes del próximo capitulo de los radioteatros que unían a toda la familia.

Este nuevo medio de comunicación irrumpió en el país a partir de la iniciativa de un grupo de aficionados conocido como “los locos de la terraza”, que encabezados por Enrique Susini, el 26 de agosto de 1920 transmitieron desde el teatro Coliseo la opera “Parsifal”.

Al año siguiente se repitió la experiencia y se fundó el Radio Club Argentino.

Con el tiempo empezaron a fundarse distintas emisoras radiales que llevaron su sello propio y representaron a la identidad nacional.

 

Por la lic. Andrea Ravalli

Periodo del suceso: 1900
Palabras clave: cine, teatro, tango, cultura en Argentina